domingo, 22 de enero de 2012

Por una carta de Cortázar

Qué no daríamos por una misiva tan personal.
El cronopio más íntimo en cinco cartas inéditas.

No hay comentarios: